No todos los días aparece el arcoíris en el cielo. Se necesita sol y lluvia al mismo tiempo. Cuando deja de llover, el arcoíris desaparece muy deprisa. Ya no lo ves porque no hay gotas de lluvia que te dejen contemplar todos los colores de la luz del sol.

 

No todos los días aparece el arcoíris en el cielo. Se necesita sol y lluvia al mismo tiempo. Cuando deja de llover, el arcoíris desaparece muy deprisa. Ya no lo ves porque no hay gotas de lluvia que te dejen contemplar todos los colores de la luz del sol.

Comentarios: