'

El yogur se hace fermentando la leche con millones de bacterias. Sí, estas bacterias llamadas Lactobacillus bulgaricus y Streptococcus thermophilus son las encargadas de coagular la leche y darle la consistencia y rico sabor.

CHICOS ON LINE VAC 1

SABELOTODO

 

 

 

Se puede preparar con cualquier tipo de leche, pero la más utilizada es la de vaca. La fermentación de la lactosa (el azúcar de la leche) en ácido láctico es lo que da al yogur su característica textura y sabor. Puede elaborarse natural o añadirle frutas, vainilla o chocolate para saborizarlo.

Un producto milenario

Existen pruebas de la elaboración de productos lácteos en culturas que existieron hace 4500 años. Pero los primeros yogures probablemente fueron una fermentación espontánea, por alguna bacteria del interior de las bolsas de piel de cabra que se usaban como recipientes.

Las bacterias Lactobacillus bulgaricus y Streptococcus thermophilus, responsables de la fermentación de la leche, ya eran conocidas desde el 6000 o 7000 a. C., en la actual Bulgaria. Fueron los habitantes de este lugar quienes las utilizaron para producir la fermentación de la leche de oveja y obtener yogur y queso. Estos productos son los primeros alimentos probióticos en el mundo.

La bacteria que causa la fermentación láctica fue descubierta en 1903 por el doctor búlgaro Stamen Grigoroff, quien publicó y presentó su trabajo científico sobre el yogur ante el Instituto Pasteur de París, Francia. En su honor, la bacteria fue llamada inicialmente Bacterium bulgaricum Grigoroff, pero después se denominó Lactobacillus bulgaricus.

Y a tí, ¿te gusta el yogur?