Tercer viaje de Cristóbal Colón

El tercer viaje de Colón a las Américas permitió encontrar tierras nuevas que, aunque en ese momento se consideraban parte de Asia, en realidad eran un nuevo continente.

8-10

AÑOS
Por Gabriela Achury

El tercer viaje de Cristóbal Colón, los permisos, derechos y descubrimientos relacionados a este, comienzan en realidad luego del regreso del segundo viaje

Colón tuvo una entrevista con los Reyes Católicos en Burgos en donde se le confirmaron los cargos estipulados en las capitulaciones de la Santa Fe previos al primer viaje. Debido a los tesoros recuperados de América en el segundo viaje; los reyes se involucraron más en la organización de este tercero. Se le definieron condiciones y requisitos a Colón para darle el apoyo en esta ocasión. Entre estos se incluía la presencia de profesionales y de religiosos entre los miembros de la expedición. 

El proceso de adquisición  de tripulación para este viaje, sin embargo, fue más complicado que para el anterior. Esto se dio debido a que ya habían malas noticias llegando de la Española (hoy Haití y República Dominicana) sobre enfermedades, trabajos pesados, ataques a los navíos y rebeliones. Los poderes de gestión por parte de Colón también causaron que los reyes cedieran 3 licencias de exploración a las nuevas tierras; quitándole la exclusividad de los viajes transoceánicos (a las nuevas tierras descubiertas). 

 

Tercer viaje de Cristóbal Colón

A pesar de las dudas y miedo existente, el tercer viaje partió del puerto de Cádiz el 30 de mayo de 1498 con 6 navíos y alrededor de 300 tripulantes; entre los cuales estaba Fray Bartolomé de las Casas. Al llegar a Canarias se dividió en dos la expedición. Tres navíos se dirigieron a la Española portando víveres para los colonos; mientras que las otras tres continuaron su camino al sur por debajo de la línea del Ecuador ya que se creía que había más riquezas naturales en esa área.

Cristóbal Colón y su tercer viaje
Foto: Shutterstock

 

Con esta segunda expedición llegaron el 31 de julio a la isla de Trinidad (hoy Trinidad y Tobago). Posteriormente descubrieron la desembocadura del Río Orinoco; que los llevó a estar por primera vez en el continente americano en lo que hoy es Venezuela.

 

Colón quedó maravillado al observar que los nativos de esta tierra firme utilizaban objetos de adorno en collares y accesorios. Aunque no logró descubrir de donde obtenían todo este oro, descubrió las perlas; lo que también enriqueció a la Corona española. El almirante de la Mar Océana tenía la sospecha de haber llegado a tierra firme en un extremo de Asia al que consideraba el “paraíso terrenal”; desconociendo por completo que se encontraba en un continente nuevo. 

 

Cambios inesperados

Al regresar a Santo Domingo el 20 de agosto, Colón encontró una rebelión fundamentada en el sentimiento colectivo de estafa de los colonos; quienes alegaban haber sido engañados respecto a la facilidad de acceso al oro y la docilidad de los indios. Se dieron varios movimientos de rebelión que eventualmente llegaron a Castilla haciendo que los Reyes Católicos enviaran a un juez a investigar que pasaba. 

Este juez, Francisco de Bobadilla, llegó a actuar como gobernador también y terminó apresando a los hermanos Colón en el año 1500. De Bobadilla excedió el poder que le había sido concedido por los reyes; y envió a los hermanos a Castilla con graves cargos en su contra. Colón, a pesar de recuperar su libertad al llegar, perdió su prestigio y poder. De esa forma, finalizó el tercer viaje de Cristóbal Colón a las Américas.

Tercer viaje de Cristóbal Colón
Foto: Hago mi Tarea

 

Encuentra los datos más importantes de la conquista y colonización con este video. Suscríbete a nuestro canal de YouTube

Hoja de trabajo - Viajes de Cristobal Colón